Santita, cocina tradicional mexicana en el centro de Madrid

El restaurante mexicano Santita ya tiene un segundo local en la capital de España, ubicado en la céntrica Calle Virgen de los Peligros (el primero se encuentra en la Calle Fuencarral) .

Al igual que el primer local, mantiene la filosofía de cocina tradicional mexicana, apostando por ingredientes de primera calidad y elaboraciones típicas del país americano. Igualmente, en su carta de verano, incluyen algunas novedades como la cazuelita de queso Arzúa, los chidos de pollo o los tacos al pastor.

Comenzamos con un clásico imprescindible: el Santísimo guacamole. Elaborado al momento con queso de Michoacán. Ofrecen dos versiones: el tradicional con pico de gallo y totopos o el costeño con totopos también y el pico de gallo de mango.

Santísimo guacamole tradicional

Si te gusta el queso, te aconsejo que optes por la cazuelita de queso Milpa Alta: queso Arzúa -Ulloa fundido al carbón con hongos, flor de calabaza y chile poblano. El sabor inequívoco del queso gallego se funde con el aroma de los hongos, la textura de la flor de calabaza y la potencia del chile. Se acompaña de  tortillas de trigo.

Afortunadamente, poco a poco empiezan a ser más comunes las elaboraciones con la exquisita flor de calabaza en los restaurantes de la capital. ¡Bien hecho, Santita!

Cazuelita de queso Milpa Alta

Un must absoluto de su carta son las Padrísimas de Atún Rojo. Atún fresco marinado, jalapeños, pepino, mayonesa de chipotle, aguacate de Michoacán y puerro sobre una tortilla de maíz crujiente. Si lo acompañas de una clásica cerveza Pacífico, el combo es definitivamente ganador.

Padrísimas de Atún Rojo

No te vayas de Santita sin degustar alguno de sus tacos, del Patrón o callejeros. Hoy optamos por unos tacos del patrón, los Rosarito, con tortilla de trigo gambones, mayonesa de chipotle y lombarda encurtida. Lo mejor, la arriesgada y acertada combinación de texturas y sabores.

Tacos Rosarito

Dejamos un pequeño hueco para concluir el almuerzo de la manera más dulce posible con «La Definitiva» y un refrescante helado casero «Dame un beso» de naranja sanguina y beso de tamarindo. En cuanto a » La Definitiva», se trata de una tarta cremosa de queso con compota de fruta de temporada.

La Definitiva y Dame un Beso

Lo que más nos convence de Santita es su cocina mexicana tradicional, pero con un enfoque moderno gracias al toque innovador del carbón. Otro punto positivo, su decoración, llamativa y, a la vez, acogedora.

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*